Actúa ante el ciclo electoral
La Mirada de Gaspar Llamazares

Actúa ante el ciclo electoral

"Actúa se presenta para movilizar a la izquierda hoy huérfana de referencias serias y dialogantes, multiplicar el apoyo de las fuerzas de izquierda y lograr una mayoría de progreso sin hipotecas", asegura el político
27 febrero, 2019
Gaspar Llamazares
Promotores del partido Actúa. Foto: EP.
  • Opinión

La Mirada deGaspar Llamazares

Actúa ante el ciclo electoral

Gaspar Llamazares
Compartir

El presidente Sánchez ha resuelto convocar Elecciones Generales al cabo de apenas ocho meses de legislatura. Su argumento, el rechazo parlamentario a su proyecto de Presupuestos, no sin antes reivindicar contradictoriamente la gestión política y legislativa de su Gobierno con las cuentas y la prórroga heredadas de la derecha.

Es a mi entender una convocatoria precipitada y prematura de Sánchez, sobre todo por razones electorales, que deja pendiente la agenda del cambio y que por otro lado muestra debilidad ante el bloqueo y la crispación de la derecha y el independentismo. Además, ahora parece que de forma también apresurada baraja los contenidos mínimos de un Decreto Ley con medidas sociales pendientes. Pero su escaso bagaje resume el breve Gobierno del PSOE como un Comité de campaña electoral sin apenas tiempo para la gestión, sin programa ni calendario claros, que no ha sido capaz de sobreponerse y de priorizar el interés general.

Clara expresión de ello fue el affaire del ‘Relator’, solo salvado por la torpeza de la sobreactuación de la derecha fracasada en Colón. El proyecto de Presupuestos bien pudiera haber sido un señuelo de precampaña para presentar a un PSOE que intentó el diálogo y el cambio, pero no le dejaron, y que requiere por lo tanto de los votantes una mayor fuerza parlamentaria. Una suerte de llamada al ‘voto útil’ del centro izquierda y de la izquierda. Una convocatoria oportunista ante la foto en sepia de las derechas en la madrileña plaza de Colón, y en particular para las consecuencias nefastas de la presencia de Vox para Ciudadanos en el centro político. En resumen, un gesto de soberbia política que no ha tenido en cuenta los riesgos del tripartito de la derecha, o cuanto menos del empate, la debilidad y el bloqueo permanente en la política española.

“El debate territorial está bloqueado, situado en el maniqueísmo del referéndum de autodeterminación o la traición a España”

Nadie se puede creer que, en tal coyuntura, presidida por el juicio del procés y la crispación de la derecha, fuese más que una posibilidad remota sacar adelante los Presupuestos Generales para 2019.

Lo peor de todo esto es que el programa del cambio y la regeneración queda pendiente en buena parte. A pesar de las prisas de última hora ante la Comisión Permanente del Congreso, quedan pocas esperanzas para reformas tan esenciales en la agenda de cambio como la de las pensiones públicas, la derogación de la Reforma Laboral y la Ley Mordaza, o la de memoria histórica.

También es negativo que esta situación afecta en la izquierda a las posibilidades en baja de Podemos: por su relato de la Transición, su posición equidistante en relación al independentismo, el zigzagueo en sus alianzas y el escaso bagaje final del acuerdo político y presupuestario rechazado por la pinza de independentistas y la derecha. Por su parte, tenemos una Izquierda Unida irreconocible y disuelta en Podemos que abandona a su electorado y al espacio social y cultural de la izquierda. El debate territorial está bloqueado, situado en el maniqueísmo del referéndum de autodeterminación o la traición a España.

Por eso,  y a pesar de la premura de tiempo, en Actúa hemos cambiado nuestra hoja de ruta para presentarnos a las Elecciones Generales y luego a Municipales, Autonómicas y Europeas. Nos presentamos como el inicio de un nuevo movimiento político, un movimiento político para movilizar a la izquierda seria, amable y de diálogo, que no se siente representada en la crispación ni en la política de gestos sin contenido.

“Proponemos colaboración frente al sorpasso, y contenidos sociales frente a la mera competencia de gestos”

Desconfiada de la inercia establishment del PSOE, por ejemplo, en materia de inmigración o en política exterior, así como de falta de credibilidad en el relato excluyente y la agitación de Podemos. Sin embargo, nosotros proponemos colaboración frente al sorpasso, y contenidos sociales frente a la mera competencia de gestos.

Estamos decididos a desarrollar también una nueva forma partido basada en la participación y la amabilidad frente a la crisis del partido clásico y del modelo plebiscitario,  ambos en cuestión. Nuestra prioridad es la igualdad ante los efectos sociales y políticos de la austeridad, y la regeneración democrática frente a la corrupción y sus consecuencias de malestar social y desconfianza hacia las instituciones y la propia política. Buscamos representar a la izquierda fiable y solvente con proyecto para todo el Estado.

Buscamos sumar mayorías de progreso sin hipotecas, ni de las derechas, ni del independentismo. Buscamos reivindicar la buena política y la participación frente a la confrontación, la crispación y la anti política. Hemos defendido y nos proponemos como prioridad el Estado social y la participación y regeneración democráticas frente a la austeridad, los recortes y la corrupción. Un nuevo Contrato Social, feminista y federal, para España y para Europa.

Actúa se presenta para movilizar a la izquierda hoy huérfana de referencias serias y dialogantes, multiplicar el apoyo de las fuerzas de izquierda y lograr una mayoría de progreso sin hipotecas. Reafirmamos el espíritu de colaboración, no competencia ni sorpasso mediante gobiernos compartidos. Nuestra propuesta se resume en que:

  1. Nos proponemos priorizar un NUEVO CONTRATO SOCIAL, DE GÉNERO Y AMBIENTAL en materia laboral y de servicios públicos, reforma, gestión pública, pensiones y renta mínima con reforma fiscal.
  2. Queremos REGENERAR Y REVITALIZAR LA POLÍTICA mediante la lucha anticorrupción y participación, sin recurrir a la moralina y la hipocresía.
  3. Defendemos un MODELO FEDERALIZANTE PARA ESPAÑA, desarrollando el actual modelo autonómico y reformando en su caso la Constitución con la mayor participación social y política, pero no con la polarización y la fractura del referéndum de autodeterminación.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad